Thursday, August 23, 2012

Por dentro todo hace ruido

A veces recuerdo
el primer deseo:
irme lejos
a un lugar que sea natural
debería ser más tranquila
no importa el lugar.
Creo en las pequeñas fábulas
al costado del camino
en los ritmos tristes de la ruta
en el verano atemporal
que vive mi cabeza.
Mantuve el amor
cuidadosamente:
lo que antes
me hacía reír
ahora me hace llorar.
Siempre es así
lo que no llora de un lado
llora del otro.
Me gusta ir al río
sentir el orden invisible
lo hermoso y putrefacto del puerto.

5 comments:

Julián said...

"el verano atemporal que vive mi cabeza cuando estoy lejos", es un hermoso verso.

Y sí, todos somos ese raro paseíto irregular.

P. said...

Tu poesía me pone nervioso.

La Hilarante said...

me gusta el orden invisible de la naturaleza

Jimena Arnolfi said...

Alegría sin nervios.

Darío said...

p. debe ser porque te dan ganas de apurarle el paso. No sé.

La vida es una especia de borrador, que uno nunca termina de pasarla en limpio... decía un escritor amigo.

Me gusta